“Y eso fue lo que enseñé; pero entonces una serpiente parlante hizo que una chica se comiera una manzana, así que estamos jodidos”.
(John Oldman)

La historia de ‘The Man From Earth’ transcurre a lo largo de una noche inolvidable. El ex profesor universitario John Oldman, a pocas horas de marcharse a otra ciudad, es sorprendido por sus antiguos colegas con una última cena de despedida. Es una agradable velada en la que Oldman intenta evadir de la manera más educada posible las preguntas sobre los motivos de su marcha. Se trata de una situación un poco incómoda que Oldman ha padecido en otras ocasiones, pero esa noche confluyen varios motivos –por las posibilidades que ofrecen sus eruditos interlocutores, por el hecho de que una de los presentes está terriblemente enamorada de él, o quizás simplemente hastío– que le animan a explicar sus razones, en forma de una gigantesca revelación que sacude a todos los presentes.

En la mejor tradición de la ciencia ficción teatralizada, ‘The Man From Earth’ reúne a un grupo de personas en una habitación cuyos muros parecen expandirse hasta el infinito conforme los presentes ponderan los Grandes Temas que hemos heredado de nuestros ancestros. En el caso de ‘The Man From Earth’, un biólogo, una profesora de arte, una historiadora, un antropólogo, un psiquiatra y un arqueólogo intentan reconfigurar su visión del mundo a raíz del extraordinario Secreto que les revela John Oldman. Ningún tema es tabú, y tanto escepticismos como convicciones –religión, sexo, guerra y, en definitiva, la forma en la que modelamos nuestras estructuras sociales a través del tiempo– son discutidos de una manera serena, reflexiva, pacífica y plausible. Si queremos buscar los motivos del inesperado éxito de ‘The Man From Earth’, una película cuyo viaje hacia los espectadores fue tan laberíntico que apostillarla como “título de culto” es flaco favor, quizás debemos comenzar por ahí.

Yo no descubrí ‘The Man From Earth’ a través de una información propiamente dicha y a día de hoy, nada menos que siete años después, con los trapos secados al sol, todavía conozco a nadie que lo haya hecho. En realidad, no la “descubres”. Te la encuentras en foros de paracaidismo, en la octava página de un hilo de comentarios, en pequeñas referencias aisladas durante conversaciones sobre cine. Se difunde a través de una especie de tradición juglar habitualmente reservada al cine cutre de los sábados por la noche. Yo me di de bruces con ella mientras buscaba un pseudo-remake turco de ‘La Guerra de las Galaxias’. Y conforme más leía sobre ella, más crecía la sensación de que había encontrado un tesoro. O aún mejor, una caja de sorpresas.

ARTICULO completo


‘Holocene’, la secuela de ‘The Man from Earth’, comienza rodaje la semana próxima

La semana que viene comienza rodaje en el sur de California la segunda parte de The Man from Earth, película de ciencia ficción estrenada en 2007 sin apenas éxito comercial que durante la mayor parte de la última década se ha popularizado enormemente entre la comunidad de aficionados cinematográficos gracias a Internet y a la calidad intrínseca de la película, ejemplo modélico de cómo una buena historia, la implicación de los actores y la eficacia de una puesta en escena son capaces de salvar valores de producción francamente limitados.

Holocene es el título de la secuela, originalmente conocida como Millennium y que fue objeto de una campaña en Kickstarter en 2013 finalmente infructuosa — recaudó 34.214 dólares de los 175.000 solicitados –. No obstante, el director y el productor de la película original, Richard Schenkman y Eric D. Wilkinson, comenzaron una segunda campaña con vistas a la producción inicial de una serie, ahora reconvertida en secuela, hasta llegar al punto en el que han podido confirmar los primeros detalles del nuevo film.

ARTICULO completo

 

Anuncios